domingo, 13 de diciembre de 2009

Bendición Urbi et Orbi

Urbi et Orbi (del latín, significa literalmente "ciudad y mundo") y más extensamente: "para la ciudad de Roma y el mundo"


Es la bendición más solemne que imparte el Papa, y sólo el, con indulgencia plenaria para quienes la reciben y que va a dirigida a todo el mundo. Antiguamente los pontífices la impartían en varias solemnidades (Pentecostés, Asunción, Pascua) y con ocasión de los jubileos desde los balcones centrales de las basílicas donde se encontrasen. Actualmente la bendición la impone el Papa desde el balcón central de la Basílica de San Pedro, y lo hace en su primer discurso luego de su elección, en Navidad y en Pascua, además de otra ocasión que lo amerite.
En esas ocasiones, se adorna el balcón con flores y otros ornamentos y se coloca el trono papal allí, el Papa se viste con los ornamentos solemnes: Báculo, Mitra, Estola y Capa Pluvial; va precedido de cruz procesional y va acompañado de ceremonieros y algunos cardenales.
Para que la indulgencia pueda ser recibida, igualmente se necesita cumplir la serie de requisitos para toda indulgencia plenaria (para verlos clic aqui)
Los fieles tradicionalmente creen que donde quiera que uno se encuentre la bendición es recibida (por como lo sugiere explícitamente el nombre: ciudad y mundo) pero esta bendición especial, como la que los sacerdotes imponen en pascua, adviento, navidad y solemnidades; no esta compuesta simplemente de la fórmula "La Bendición de Dios Todopoderoso +Padre +Hijo y + Espíritu Santo, descienda sobre ustedes y permanezca para siempre" si no que además esta formada por una plegaria recitada por el celebrante, a la que los fieles consienten con un "Amén" por lo que la bendición no sería tal si no se participa de la plegaria, a la que se debe contestar "amén", entonces, la bendición es válida cuando los fieles la reciben en la plaza de San Pedro, y también cuando es escuchada en vivo por radio, o vista en vivo por televisión donde quiera que el fiel se encuentre.

Fórmula de la Bendición Urbi et Orbi

– Sancti Apostoli Petrus et Paulus, de quorum potestate et auctoritate confidimus, ipsi intercedam pro nobis ad Dominum.
– Amen.
– Precibus et meritis beatæ Mariæ semper Virginis, beati Michælis Archangeli, beati Ioannis Baptistæ et sanctorum Apostolorum Petri et Pauli et omnium Sanctorum misereatur vestri omnipotens Deus et dimissis omnibus peccatis vestris, perducat vos Iesus Christus ad vitam æternam.
– Amen.
– Indulgentiam, absolutionem et remissionem omnium peccatorum vestrorum, spatium veræ et fructuosæ penitentiæ, cor semper penitens et emendationem vitæ, gratiam et consolationem Sancti Spiritus et finalem perseverantiam in bonis operibus, tribuat vobis omnipotens et misericors Dominus.
– Amen.
– Et benedictio Dei omnipotentis (Patris et Filii et Spiritus Sancti) descendat super vos et maneat semper.
– Amen.
En Español
"Que los Santos Apóstoles Pedro y Pablo, en cuyo poder y autoridad confiamos, intercedan por nosotros ante el Señor."

Todos: "Amén"

"Que por a las oraciones y los méritos de santa María, siempre Virgen, de san Miguel Arcángel, de san Juan el Bautista, de los santos Apóstoles Pedro y Pablo y de todos los Santos, Dios todopoderoso tenga misericordia de vosotros y, perdonados todos vuestros pecados, os conduzca por Jesucristo hasta la vida eterna."

Todos: "Amén"

"Que el Señor omnipotente y misericordioso os conceda la indulgencia, la absolución y la remisión de todos vuestros pecados, tiempo para una verdadera y provechosa penitencia, el corazón siempre contrito y la enmienda de vida, la gracia y el consuelo del Espíritu Santo y la perseverancia final en las buenas obras."

Todos: "Amén"

"Y la bendición de Dios omnipotente (Padre, Hijo y Espíritu Santo) descienda sobre vosotros y permanezca para siempre."

Todos: "Amén"

No hay comentarios:

Compartir